Rss Feed
Tweeter button

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Warning: Cannot modify header information - headers already sent by (output started at /usr/home/centroitem.com/web/blog/wp-content/themes/cordobo-green-park-2/header.php:79) in /usr/home/centroitem.com/web/blog/wp-content/themes/cordobo-green-park-2/header.php on line 85

Archivado en 26 marzo 2020

COVID-19 y Trastornos de la Conducta Alimentaria: ¿Cómo afecta?

26 marzo, 2020

Nos encontramos bajo una situación desconocida, que nos lleva a tomar medidas excepcionales de confinamiento y a tener que adaptar nuestra vida diaria a la misma. Esta nueva forma de vida, está despertando momentos de incertidumbre, miedo y estrés en la mayoría de nosotros. Al convivir con un familiar afectado por un TCA, es muy normal que surjan dudas e inquietudes respecto a esta nueva situación actual y que riesgo existe para estas personas. El riesgo de contagio en una persona con TCA no es mayor que en otras personas. El hecho de tener un trastorno alimentario, no hace que la persona sea más vulnerable al virus. Sin embargo, aquellas personas que presentan un bajo peso y desnutrición si tienen un riesgo mayor ante el COVID-19, debido a una disminución de las defensas inmunológicas.

Por otro lado, la presencia de las medidas de aislamiento, hacen que la convivencia y el clima familiar cobren especial importancia. Tanto para las personas que tienen un TCA, como para sus seres queridos, es un momento de mayor complejidad sino se maneja adecuadamente. Debido al problema alimentario, en general, suelen vivir situaciones de gran dificultad, con mucha tensión y malestar emocional, pudiendo agravarse e intensificarse bajo el estado de confinamiento. Ante el aumento de la ansiedad, la persona afectada por TCA puede alterar la rutina alimentaria y/o aumentar los comportamientos compensatorios. Si la persona presenta un bajo peso, y estos comportamientos están presentes, deberemos consultar con el profesional de referencia la posibilidad de realizar un seguimiento del peso en casa y en su caso, de establecer una pauta de ejercicio físico determinada. En el caso de que la persona presente episodios de descontrol, le ayudará tener una estructura diaria de actividades a realizar durante el día. En cualquier caso, es importante mantener las rutinas alimentarias, con cierta flexibilidad, y favorecer la distracción y el entretenimiento de nuestro ser querido. Puede ayudar el establecer todos juntos unas normas de convivencia, respetando espacios comunes, repartiendo tareas domésticas, marcando horarios de trabajo/estudio, horarios de alimentación… Es importante recordar que, en estos momentos, todos los miembros de la familia están viviendo una situación estresante, haciendo que la paciencia se agote antes o que se tenga mayor irritabilidad. Es posible que surjan los conflictos, y por ello es el momento de mantener una comunicación respetuosa entre todos. Nos ayudará mantener una comunicación abierta en la que la expresión del malestar o las preocupaciones puedan tener lugar. Si existen roces o relaciones tensas entre miembros de la familia, se aconseja establecer distancia y respeto entre ambos. Es bueno preguntarle de vez en cuando a la persona que tiene el TCA cómo se siente, que necesita, cómo podemos ayudarle… favoreciendo un espacio en el que pueda expresar su malestar.

El autocuidado en esta situación es fundamental. Necesitamos estar bien para poder sostener a nuestros seres queridos. Tener contacto con otros familiares/amigos y realizar actividades placenteras, nos aumentan las emociones positivas y así podremos tolerar mejor el malestar de nuestro ser querido con TCA y ayudar de manera más eficaz. Debemos recordar, que esta situación para nosotros es pasajera y temporal. En cambio, para las personas que sufren un TCA, es mucho más complejo. El tiempo que llevan con una carga emocional es mayor, haciéndoles más vulnerables a sufrir los efectos emocionales del aislamiento. Nuestra ayuda, acompañamiento y compresión puede ayudarles a superar éstos difíciles momentos.