Rss Feed
Tweeter button

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Temas etiquetados como: ‘INVESTIGACION’

LA PERCEPCIÓN DE LA IMÁGEN CORPORAL

11 marzo, 2015

Diariamente en consulta, nuestros pacientes nos expresan su disgusto y su malestar relacionado con la imagen y el peso. A pesar de los años trabajando en la práctica, con personas afectadas por Trastornos de la Conducta Alimentaria, no deja de sorprendernos el sufrimiento que nos transmiten. Constantemente escuchamos comentarios de cómo se perciben y se sienten gordas, cuando lo que los demás observamos esta muy lejos de su realidad perceptual. Lo habitual es escuchar no solo dentro sino también fuera de la consulta, como las mujeres expresan la necesidad de perder peso, cuando realmente están en un peso normal. La organización mundial de la salud define un índice de masa corporal normal de 20 a 25 en mujeres adultas, pues bien, ¿porque  entonces muchas mujeres expresan la necesidad de perder peso a pesar de situarse en un índice de 22 o incluso en un índice inferior? Algunas de las razones parecen obvias. La presión social actual sobre el cuerpo es una de ellas.

Según una investigación realizada por la universidad  del País Vasco (UPV-EHU)  recientemente publicada en prensa (el mundo), concluye que  “la población femenina vasca se alimenta mejor que la población masculina. Pero las chicas tienen una peor percepción de su peso y se ven más gordas de lo que realmente son.

El estudio, llevado a cabo entre 2011 y 2012 con 1.075 adolescentes y jóvenes (536 chicos y 539 chicas), concluye que los hombres tienen una percepción más real de su peso que ellas. “Las chicas por lo general pesan menos que los chicos, pero como se ven más gordas de lo que en realidad son, quisieran pesar menos; en cambio, sus hábitos alimenticios son mejores que los de ellos”, concluye  la psicóloga Kortabarria. Esta última  determina en su estudio, que con los años  disminuyen entre las chicas los hábitos alimenticios saludables y apenas hay diferencias entre ambos grupos”

Si nos detenemos en este estudio, nos fijamos que esta realizado sobre población general  y nos encontramos con diferencias entre ambos sexos, presentando las mujeres una percepción más negativa del peso que los varones.  A su vez, nos encontramos con dos variables de alto riesgo para el inicio y desarrollo de un Trastorno de la Conducta Alimentaria.

Por un lado la percepción negativa sobre el cuerpo o la imagen. En cuanto uno se siente mal con su cuerpo, fácilmente se recurre al plan de la dieta. Sabemos que el inicio de dietas es una de las conductas de mayor riesgo para el inicio y desarrollo de los Trastornos de la Conducta Alimentaria.

Por otro lado, sabemos que la edad es importante, los adolescentes y jóvenes adultos, son la población de mayor vulnerabilidad para verse afectadas por este problema.

¿Que podemos hacer? Desde aquí, nuestro objetivo es  concienciar a esta población de la presión que ejerce esta sociedad sobre la delgadez y alertar del peligro de las dietas.  Los modelos que vemos en las revistas, fotografías y medios de comunicación, son poco reales. El 90 % de las mujeres no tiene naturalmente una figura como nos la representan, si añadimos todos los retoques  provocados por la tecnología digital, más lejos queda aún  de la realidad. Sin embargo, el compararnos con estas modelos o imágenes de mujeres que constantemente nos presentan es una de las fuentes más importantes de la vergüenza hacia nuestro propio cuerpo y del sentimiento de gordura ¿Por qué todos debemos ser iguales? ¿Acaso es posible que todas las mujeres u hombres tengan las mismas medidas y formas?

“La naturaleza odia la uniformidad y ama la diversidad”

Bernard Werber

“Cada ser humano vive la riqueza de su propia diversidad, lo que va bien para uno, puede resultar extremadamente        negativo para otro”

Susana Tamaro